Furia Feria (2013)

DIRECCIÓN

ELÍAS COHEN

Director, bailarín y pedagogo. Realizó sus estudios en teatro y danza en Dinamarca (Facultad de Artes Escénicas, Academia de Danza Experimental), Israel (Arie Byrstein Contacto Dance Studio) y la India (Bharatanjali, Escuela de Danza Clásica India). Desde 1999 ha desarrollado su labor como profesor en universidades chilenas y ofrecido seminarios en el exterior sobre teatro físico y teatro oriental. Su trabajo como director de teatro y bailarín se basa en coreografías teatrales muy precisas a través de una síntesis de varios lenguajes corporales. He ganado varias veces el Fondo Nacional para la Cultura y las Artes y la Fundación Andes para realizar sus proyectos en la India, Europa y América del Sur. Estudios de Postgrado en Psicología Transpersonal en la Universidad Católica de Chile y Biología del Conocimiento en el Instituto Matrístico de Chile.

SINOPSIS

Bienvenidos al Mercado de Cuerpos al Pil- Pil. Esta es la feria de legumbres al hueso y fluidos torrentosos. Esta es la feria de los sin nombre, de los cajones entablados llenos de buenas intenciones. Aquí ustedes encontrarán especies de órganos, palpitaciones, sudores y saliva; encontrarán peso, densidad y mucho humo blanco. Furia Feria es un atractivo espectáculo de teatro físico-visual y danza contemporánea que investiga e imagina al cuerpo humano como una zona de interacciones y transacciones utilizando elementos de las ferias tradicionales chilenas como metáfora visual y cultural.

FICHA ARTÍSTICA

Dirección: Elias Cohen.
Elenco:Marípaz Briones, Camila Contreras, David Dinamarca, Natalia Díaz, Darwin Elso. 
Música: Juan Salinas Odger.
Duración: 55 Minutos.
Producción: Sandra Vargas

CONTACTO

Encargada área creación CCEM: Maripaz Briones / +56957587222
Correo: produccion@escenicanemovimiento.cl
Web: www.escenicaenmovimiento.cl

Ver obra completa, M100 año 2014.

TESTIMONIOS

“Cuando ha pasado alrededor de 5 a 6 años, trato de recordar los contextos en los que se gestaron estas obras que sin duda han marcado mis procesos creativos hasta ahora. Lo primero que se me viene a la cabeza es la pregunta que nos hacíamos respecto a nuestros quehaceres diarios no vinculados al arte y que eran necesario para vivir y sobrellevar las demandas básicas de sobrevivencia, las apasionadas ganas de bailar y hacer de este arte un cotidiano, e instalarse en los circuitos reconocidos de danza para que este territorio existiera en su quehacer dancístico. Así empezamos Furia Feria. Viajando hacia la introspección, y cómo estas preguntas se traducían a lo corpóreo y creaban un tejido colectivo de ideas convergentes. Bajo un enfoque narrativo, el proceso fue generando un sentido local. Para mi este proceso fue un cruce entre lo racional e intuitivo, que proporcionó nuevas aperturas y cuestionamientos sobre el arte y la vida”.

Sandra Vargas – intérprete

“Siempre me pareció increíble que el esqueleto de la obra se hiciera en 10 días. El encuentro creativo en Olmué, en la residencia y el domo artístico que tenía Elías, permitió una verborrea de texto, imágenes y situaciones que generaron una variada propuesta de escenas, que incluso tuvimos que dejar algunas fuera. Estábamos asiduos de bailar, de querer escenificar una inquietud que hace tiempo queríamos dilucidar y no sabíamos cómo: cuál es la identidad de ser penquista. Y creo que aún no sabemos cómo”.

Darwin Mora – intérprete

“Furia Feria fue el primer proceso que experimenté en formato residencia. Comenzábamos a las 7 a.m. con training hasta las 9, luego desayuno, pausa una hora, a las 11 retomábamos hasta las 14 horas, luego almuerzo, pausa de 1 hora y retomábamos a las 16 horas y hasta las 20 horas. Todos los días, en un entorno natural y alimentación saludable. Fue realmente una transformación para nuestras mentes y cuerpos.
Buscábamos crear una obra cercana, familiar, para todo público, que comunicara temas relevantes a través del humor y el lenguaje de la danza, las imágenes y el teatro físico. 
El director de la obra en un inicio, nos preparó físicamente para enfrentar el lenguaje que él quería que estuviese presente en la obra, por lo que entrenábamos meditación, chi kung, kung fu, Body Weather, Contact Dao, improvisación y ejercicios de composición. Jugábamos e improvisábamos escenas en relación a los paisajes que ofrecían los textos y las interacciones con los otros textos, así comenzaron a surgir personajes, conflictos, coreografías, elementos, objetos, vestuarios, musicalidad e imágenes”

David Dinamarca – intérprete

“Fue un trabajo que viví con mucha intensidad, con la expectación de trabajar con Elías Cohen y con la posibilidad de sumergirnos en distintos lenguajes, a través del juego y la improvisación. Fue también un proceso creativo lleno de desafíos interpretativos, de confiar en la propuesta y seguridad en el trabajo de mis compañeros y compañeras”.

Camila Contreras – intérprete